Instituto de Viviendas: “Cuando la Ley para empleados favorece a los patrones”

Por trabajador del IPDUV «Anónimo»

Después de un tiempo prudencial y haciendo las averiguaciones pertinentes, es preciso volver a un tema que en estos momentos donde la discusión salarial esta en el tapete del Gobernador y no puede hacer oídos sordos a un indignante suceso llevado a cabo por sus referentes del Instituto Provincial de Viviendas, su Directorio completo llámese Presidente, Lic. Diego Arévalo y sus Vocales, Dr. Mirko Nicolich (Nepar) y CPN Mariano Brahim (Frente Grande) quienes sin ningún tapujo y arrogándose un beneficio que No les compete como la Ley de Fondo Estimulo N°3083-A.

Esta norma fue promulgada el 20/11/2019, en defensa de un derecho adquirido, después de una larga y extensa lucha que data del año 98 y que sus trabajadores propusieron en la necesidad de contar con un respaldo legal que le de tranquilidad a la percepción de los haberes del personal del organismo. La ley en cuestión establece en su artículo 1°, Crease la Asignación Mensual Especial “Estímulo”, para el personal dependiente de la Jurisdicción 10 – Instituto Provincial de Desarrollo Urbano y Vivienda, que será distribuido en la forma y condiciones que determine esta ley y la reglamentación dictada por el Directorio del Organismo.

¿Porque decimos que se favorecieron con la promulgación de esta ley?

Porque el método distributivo que establece como percibir el Fondo Estímulo para el personal, ya tenía una Res. Reg. 1084/29, que venía disponiéndose desde el año 1.999 y renovándose en forma constante, que, en su Anexo1, disponía que el Fondo Estímulo que corresponderá abonar a los miembros del Directorio sería el equivalente al 150% de la liquidación del Gerente con mayor remuneración.  

Pero estos funcionarios ventajeros, dictaron la reglamentación nueva que les permitía la promulgación de dicha ley y sin ponerse “colorados”, sin ningún inconveniente, con la Resolución Reglamentaria N°090/02/2021, donde se disponen un aumento del 200%, un 50% más de lo que establecían las Resoluciones anteriores. Y además, les agregan un 50% a sus asesores, que tienen un contrato como personal de gabinete.

¿Es ético aprovecharse de esta situación?

Precisamente cuando el Gobernador les pide que tengan austeridad con las cajas del Estado.  Más si observamos las reglamentaciones pertinentes a la ética en la función pública.

La ética en la función pública en sus distintas reglamentaciones dice:

1) Ley de Ética y Transparencia en la Función Pública N°5428, art.1 dice: “Establecer normas en el desempeño de la función pública, en cumplimiento de los siguientes principios, deberes, prohibiciones e incompatibilidades: e) Utilizar los medios económicos, de infraestructura o de personal del Estado exclusivamente en beneficio de los intereses del mismo”.

2) Ley Nacional “Ética en el Ejercicio de la Función Pública” N° 25.188 Capítulo II, Deberes y Pautas De Comportamiento Ético. Art. 2 inc. d: “No recibir ningún beneficio personal indebido vinculado a la realización, de un acto inherente a sus funciones”.

3) El Código de Ética de La Función Pública Decreto 41/99 en su CAPITULO III, Principios Generales, art. 8 Probidad: dice que “El funcionario público debe actuar con rectitud y honradez, procurando satisfacer el interés general y desechando todo provecho o ventaja personal, obtenido por sí o por interpósita persona”.

4)-La Carta Iberoamericana De Los Derechos Y Deberes Del Ciudadano En Relación Con La Administración Pública en uno de sus párrafos expone «La buena administración pública ha estado, esta y seguirá estando, presidida por el muy noble y superior principio de servir con objetividad al interés general…///- lo que implica mayor transparencia en todos sus actos».

Estos funcionarios utilizaron el poder que les confirió el gobernador para dar PREVISIBILIDAD A SUS INGRESOS (se creen inteligentes, pero son unos atorrantes), aumentándose un 50% más de los que establecían las resoluciones anteriores.

Mientras tanto, el Gobernador les pide paciencia a todos los trabajadores porque no puede darle un aumento que supere el 10%, a los docentes ni a los empleados de la administración pública, que contradictorio es todo esto.

¿Qué dirá el gobernador con estos actos?

Esperamos que los organismos competentes evalúen y condenen estas denigrantes conductas de funcionarios que utilizan las cajas del estado para beneficio propio.

N. de la R.: Lamentablemente, el trabajador del Instituto Provincial de Desarrollo Urbano y Vivienda, no puede revelar su identidad por la persecución y represalias que existirían sobre su persona, si se identificara. También lamenta la ausencia de representatividad sindical, o de la existencia «entreguista» y «traidora» de las que existen, ya que han hecho silencio y son cómplices del atropello a los trabajadores. El trabajador menciona «viáticos» como los provocadores del silencio. De igual manera, Infoqom, asume la responsabilidad legal de esta publicación. Es una vergüenza que en Democracia, los ciudadanos sean perseguidos por sus expresiones y opiniones. Y en vez de Castigar a quienes reclaman, deberían corregir los errores y hacer justicia con los reclamos de los trabajadores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *